Unidos en la diversidad, hacemos la diferencia

La lluvia y los días sobre la selva

Marisa Trejo Sirvent (Chiapas – México)

A Frans Blom quien exploró tantas
veces la selva chiapaneca y dedicó
toda su vida al estudio de la
civilización maya.
In memoriam

1
Débiles rayos iluminaban
las ruinas de la antigua civilización
las inscripciones en su dormir de siglos
los hongos
en luz crepuscular
entre el oleaje verde
crecían sobre los troncos caídos
por los últimos rayos del verano

Una mariposa se posó
en el verde recuerdo
del guayacán y del cedro

Las hormigas seguían haciendo
su inmemorial trabajo
El tiempo era un bambú
en medio de las sombras

2
El templo apenas asomaba su misterio
en un dintel musgoso que dejó ver el sol

Un faisán huía hacia la montaña más alta

En la colina dos insectos verdiazules
sobre la floración
anunciaban el cese de la lluvia de los días

Sólo unos cristales transparentes
escurrían sobre el tiempo de las hojas
Las orquídeas entre la maleza
sobresalían en las copas lejanas de los árboles

Los helechos en pequeñas cascadas
mostraban el verde siempre vivo de la selva
que dejaba pasar diminutos haces de luz

3

El manantial que alimentaba el río
caía como un junco en reposo

Sólo las gotas que mojaban las piedras
sentían el estruendo pasar
y había un olor a cañaveral
a incienso del bosque
a suave ceremonia de los mayas

4

La hojarasca nos traía recuerdos
y el viento olores de liquidámbar

Una forma perfecta de todas las cosas
en las aves amarillas y verdes
en los sonidos de los animales
en la tenue sordera del silencio

5

En un claro del bosque
recosté mi cuerpo un momento
para observar el grácil movimiento de las hojas
el cielo en girones azules
ofreciéndoseme

Sólo la vida
tenía sentido así
en su perfecta e intrincada monotonía

6

El paso de los ocelotes
había dejado huellas misteriosas
en la vereda de los azules montes
donde las guacamayas vuelan libres
y parlotean con el viento

7

Un amate blanco de monte
flotaba como un lirio
en la laguna lejana
en la noche de ranas
y grillos saltarines

De la montaña
el agua jade
transparente bambú
tornasolado
brotaban
borbotones
manantiales

8

En las cuevas
restos de silbatos
figurillas de terracota
aguardaban el paso de los siglos

Los murciélagos cazaban
los sonidos lejanos de los lagartos
que despertaban para meterse al río

Veloces lagartijas
huían hacia sus pequeños nidos

Las deidades en piedra
oscurecían sus ojos para dormir

9
La noche se extendía
se hinchaba
se adueñaba de todo

Los búhos vigilantes
de sus absurdas predicciones
esperaban los momentos propicios
en que la luna teje
sus plateados enjambres y panales

10

El comején urdía su refugio en las cortezas
el agua subterránea humedeciendo todo

Debajo del musgo
los templos ocultos
servían de santuario
a las arañas

Entre piedras y troncos
las nauyacas
dejaban correr la vida

11
Sin ningún sobresalto
los monos dormían en las caobas

Las raíces aéreas
camino
hacia bromelias
secretas aguas
para viajeros sedientos
y locos buscadores de tesoros
hacia orquídeas
guanacastes ocotes selva negra

Mientras las bacterias descomponían el humus
unos a otros
los animales se consumían
en comunión

12

Las estrellas eran fugaces faros
resplandores de universos arcaicos
breves destellos que incursionaban
en la maleza de las cañadas
Los animales nocturnos
se apareaban
buscaban su alimento

El aroma de los árboles
que huelen en las noches
profundamente azules del otoño
predisponía a las hembras
hacía cambiar de rumbo a las fieras
doblegaban el sueño de la luna

13
Después
la barbarie de los últimos años
todo fue desapareciendo
los troncos doblegados
el estío de las sierras
efímeras riquezas
que devastaron todo
Así
la soledad se sintió
en los ojos del puma moribundo
en el último polen perdido
en el fuego que devoró
la sangre de la selva

14

Ahora
Hemos despertado observando el desierto
Las piedras
alfombras de los cerros

En nuestros sueños
quedan todavía
algunas imágenes
recuerdos de los montes más hermosos
resplandores lejanos
de lo que ahora
está muerto.

MINISÍNTESIS

Marisa Trejo Sirvent (Chiapas, México, 1956). Escribe poesía, cuento, ensayo, crítica literaria y artículo periodístico. Es autora de una centena de artículos en revistas culturales del ámbito nacional. Su poesía ha sido traducida al francés e incluida en doce antologías, seis de ellas internacionales. Jurado en certámenes nac. y regionales. Creadora con trayectoria (Foesca). Ha participado en congresos nac. e internacionales de literatura y educación y en Festivales y Encuentros nac. e Internacionales de poesía. Imparte cursos de Lit. Universal y latinoamericana, redacción, español, francés, didáctica de lenguas y producción de textos académicos. Ha publicado seis poemarios, tres libros de ensayos, dos libros colectivos y ha compilado dos antologías poéticas. Entre sus libros se encuentran Una introducción a Sor Juana Inés de la Cruz (I.M.C., 2001), Chiapas biográfico (S.E., 2006), Jardín del paraíso (U.A.E.M., 2000) y La señal de la noche. Libro colect. (UNAM, México, 2000). Profesora titular de la UN.A.CH. Su último trabajo ha sido publicado por el Gobierno del Estado de Tabasco, sobre la vida y obra de José Gorostiza, Páramo de Espejos. Es catedrática de la Universidad Autónoma de Chiapas.

Comparte esta entrada:
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • del.icio.us
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Twitter
  • LinkedIn
  • Add to favorites
  • email
  • PDF
  • Print

ningún comentario

Aun no hay comentarios...

Llene el siguiente formulario.

Deje su comentario