Unidos en la diversidad, hacemos la diferencia

La importancia de la poesía, un bálsamo ante las situaciones que nos arrancan la paz

Carlos Jesús Gómez Flores

Un bálsamo ante las situaciones que nos arrancan la paz… ¿A qué poetas de estos tiempos recordaremos en el futuro?

Uno de los géneros literarios que ha tenido mayor influencia en la humanidad es la poesía. Quizá sea más sencillo escribir cualquier otra forma de literatura que escribir poesía, porque un poema debe tener la posibilidad de comunicar la profundidad de las grandes verdades en pocas palabras, pero muchas imágenes.

La poesía es un tema generador asociado a movimientos de revolución e insurgencia. También a la poesía se le vincula con los grandes amores y desamores, incluyendo el amor filial. Hasta el menos sensible se conmueve al leer o escuchar una poesía con la que se identifique.

En este momento de crisis civilizatoria el ejercicio de la poesía puede adquirir dimensiones gigantes. Mi entrañable amiga, la tabasqueña Norma Cárdenas Zurita, es integrante del Consejo que convocó el pasado Festival Internacional de Poesía “Palabra en el mundo”, que en su edición 2020 tuvo como marco de referencia a la iniciativa de la Carta de la Tierra. Los otros convocantes representaron a Chile, Argentina, Cuba, Venezuela, Canadá y Estados Unidos. Visiones distintas desde ámbitos sociales y económicos distintos.

Fue la catorceava edición del festival y gracias a las redes sociales se desarrolló simultáneamente en casi 60 países mostrándose la poesía de niños, jóvenes y adultos durante todo el mes de mayo.

La idea fuerza del festival fue promover la poesía en acción universal por la paz. Comenta Norma Cárdenas, quien alguna vez fue la responsable de la cultura de Tabasco, que: “El arte a través de la poesía es una acción poderosa que promueve el respeto y la integración social y el festival es una oportunidad para alzar la voz para un mejor futuro”.

La manera en que se desarrolló el festival debe replicarse porque la poesía está en todas partes y puede ser un instrumento para fortalecernos ante lo que nos ocurre como humanidad; sin romanticismos, sin deseos de protagonismo.

Aunque no lo pareciera, la presencia de pandemias está vinculada a los efectos del cambio climático que aún no son tan devastadores como lo podrán ser.

Hay que organizar un festival poético que tenga como tema generador el COVID-19 y su impacto positivo en las relaciones humanas para conocer las visiones de poetas de todo el mundo. Estamos inundados de noticias de muerte ocasionadas por la pandemia, y hay personas que desde que se levantan para iniciar el día lo primero que hacen es ver la estadística, local, la nacional e internacional, del estatus de las muertes para saber cuándo llegaremos a los cinco primeros lugares de decesos en el plano global.

En medio de las absurdas reyertas en los congresos locales, de la actividad proselitista de los que tiene un cargo público y ya les gustó el poder que significa manejar un presupuesto, por ello aspiran a la reelección algunos munícipes o a regresar los que alguna vez estuvieron.

En medio de tanto refuego mediático sobre lo que dijo la señora del señor; sobre la efectividad de las políticas de sanidad; sobre el encierro obligado otro fin de semana: la poesía es un bálsamo ante las situaciones que nos arrancan la paz. Todos podemos leer poesía, algunos, escribirla. ¿A qué poetas de estos tiempos recordaremos en el futuro?

Comparte esta entrada:
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • del.icio.us
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Twitter
  • LinkedIn
  • Add to favorites
  • email
  • PDF
  • Print

ningún comentario

Aun no hay comentarios...

Llene el siguiente formulario.

Deje su comentario